lunes, 2 de junio de 2008

LA BIBLIOTECA DE NOCHE


Hay libros que uno tiene que esperar. En la espera puedes: fumar, leer otros libros o salir con las amigas. Hay libros que vale la pena esperar que lleguen a tus manos. Tienes tiempo para imaginar que te dirán esas páginas o en que lugares las leerás. En un mundo Hiper , donde todos quieren todo al mismo tiempo , imaginar tus posibles lecturas , es una señal de calma y reflexión.

Buscaste sin resultados por las librerías de esta cuidad ese libro llamado “La biblioteca de noche” de Alberto Manuel. Un amigo viajo hace algunos días a Buenos Aires y se lo encargaste, cuando volvió te dijo: ¡toma esto es para ti!. En tus manos el libro de Manuel que tanto querías leer.

Mientras lees el libro te das cuenta, que siempre has querido vivir cerca de una Gran Biblioteca como las que salen en el libro o construir tu gran biblioteca en una casa de madera, con vista a unos de los lagos del Sur de Chile.

Frase:

"Me gusta imaginar que, en el siguiente al último de mis días, mi biblioteca y yo nos desmoronaremos juntos, de forma que, aun cuando ya no exista, seguiré junto a mis libros."

4 comentarios:

hapuc dijo...

tienes un espiritu bibliotecaria al maximo.... bueno me encanta, me fascina,

de verdad es maravilloso encontrarte...

saludos

Katrina dijo...

ohhhhhhhhhhhh....

tomo nota. ¡Qué delicia!

Por cierto, ¿has leído Kafka en la orilla (Murakami)? Va de gatos y bibliotecas entre otras cosas.

http://denmeunpapelillo.blogspot.com/2007/07/kafka-en-la-orilla-haruki-murakami.html

Y en vista de que la votación va 2-1 a favor de Pereda, he comenzado con la introducción propia de las ediciones de Austral...

¡Un abrazo!

LEOFUMOPIO dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
sfer dijo...

"Me encanta ser viejo porque puedo apreciar toda mi vida como si se tratara de una casa y comprender que cada hombre es su propio arquitecto. Y no me importa morir, aunque encuentro insoportable la idea de que, cuando la gente se muere, ya no pueda leer libros." William Maxwell (leído en la revista Qué Leer núm. 114).